05/07/2015 às 12h17min - Atualizada em 05/07/2015 às 12h17min

La producción lechera recibió dos nuevos golpes del mercado

http://www.elobservador.com.uy

La situación económica de los productores lecheros sigue ajustándose. Por un lado, los tamberos remitentes a Conaprole fueron informados de una nueva baja –4,5%– en el precio que reciben por la leche, en tanto que el remate de Fonterra de ayer siguió con la cotizaciones en descenso y registró un precio promedio de todos los productos que resulta el mínimo desde abril pasado.

Las liquidaciones de las remisiones de leche de junio lograron un promedio de $ 8,10 el litro, en tanto que la leche enviada con mejores valores promedio en grasa y proteína llegan hasta una media de $ 8,20, informó a El Observador el presidente de la Asociación Nacional de Productores de Leche (ANPL), Rodolfo Braga.

Por otra parte, la licitación de Fonterra realizada ayer en Nueva Zelanda registró una nueva baja en los precios promedio de todos los lácteos, que alcanzaron un valor medio de US$ 2.276 por tonelada, ubicándose 5,9% por debajo del dato de la venta anterior. La leche en polvo entera,el principal producto de exportación de Uruguay, experimentó la mayor caída: 10,8%.

En cuanto a los volúmenes, se comercializó 38% más que la venta anterior. De esta forma, los precios actuales se encuentran 13% por debajo del valor registrado en la última subasta de diciembre del año pasado, según datos aportados por el Instituto Nacional de la Leche (Inale).

Braga se lamentó de la actual situación desfavorable del mercado; sin embargo, se mostró esperanzado para cuando se produzca el rebote de los precios en la medida que las existencias en el mundo se están liquidando.

Mientras tanto, el sector lechero, que enfrenta una situación crítica que se sigue agudizando, espera por inminentes medidas financieras para el sector, que se manejan por tres vías.

Un fideicomiso, que en los próximos días sería enviado por el Poder Ejecutivo al Parlamento; una ayuda crediticia facilitada a través de la Corporación Nacional para el Desarrollo (CND) para pequeños productores; y un financiamiento del Banco República que no sería de libre disponibilidad y estará destinado a raciones, semillas y fertilizantes.

Braga consideró que es urgente contar con esas herramientas en función de que la situación de los productores se agrava día a día en materia de recursos económicos, comprometiéndose los gastos diarios de las explotaciones lecheras.

Por otra parte, desde la ANPL existe el convencimiento de que la situación generada por el nivel de precios no es sustentable, ni aún teniendo las pasturas que necesitan las vacas, dijo ayer el propio Braga al programa Tiempo de Cambio de radio Rural.

Los costos de producción de Uruguay “son muy superiores a los precios que estamos recibiendo para producir”, remarcó el dirigente.

Inversión privada de US$ 400 millones

La lechería aumentó la producción 40% en los últimos ocho años y cada punto porcentual le representa una inversión de casi US$ 10 millones, dijo Rodolfo Braga, citando datos de Instituto Nacional de la Leche. Agregó que son casi US$ 400 millones de inversión de los tamberos y, si se toma en cuenta el efecto multiplicador de la inversión, justifica que ahora el sector que está en problema reciba una asistencia que luego tendrá que pagar.

 


Link
Tags »
Notícias Relacionadas »
Comentários »