20/05/2015 às 09h24min - Atualizada em 20/05/2015 às 09h24min

Los subproductos de la industria quesera, con mayor valor agregado

http://www.diariobae.com

Através de la aplicación de técnicas biotecnológicas, científicos argentinos desarrollaron un método para convertir el suero lácteo -un subproducto de la industria quesera- en alimento destinado al consumo animal. La iniciativa reduce altamente el impacto ambiental.

Anualmente más de 4 millones de toneladas de suero lácteo es lo queda del proceso de elaboración de quesos. De este volumen, un 40% se usa de forma líquida en la producción avícola y porcina. El resto se vuelca a los afluentes lo que produce una contaminación muy importante al medio ambiente.

En la actualidad se usa la tecnología de membrana (ultrafiltración y nanofiltración) para separar las proteínas del lactosuero y comercializarlas. Sin embargo, este proceso deja un permeado con una alta concentración de lactosa que le confiere un poder contaminante debido a que es un azúcar con fuerte demanda bioquímica de oxígeno, desde ahí es que expertos del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI), lograron reutilizar dicho desecho logrando levaduras deshidratadas que podrán ahora ser usada como alimento balanceado para animales.

Este desarrollo biotecnológico podrá ser ahora transmitido a las pequeñas y medianas empresas asociativas permitiéndole tener un destino seguro para este subproducto (al ingresar en un mercado más independiente de las fluctuaciones de precios internacionales del suero) y disminuir notablemente la contaminación ambiental.

Desde el INTA, Roxana Paez, una de las responsables del trabajo, señaló que “la iniciativa del proyecto “Ecosuero con valor agregado” apunta en ambos sentidos, y permitirá lograr un aumento de escala en la producción de suero con destino a la industrialización para obtener productos de mayor valor agregado con potencial exportador”.

Argentina avanza poco a poco en brindarle a sus productores herramientas que permitan una mejor salida a nivel comercial. Lo importante sería que sin importar el gobierno que tome las riendas el próximo año, se siga impulsando este tipo de investigaciones. Y en el mediano plazo dejar de ser un país agroexportador para convertirse en un país generador de alimentos que vayan directamente a la góndola.

Una solución para la actividad tambera

Investigadores argentinos crearon una vacuna para evitar la presencia de mastitis, una enfermedad de alto impacto económico para los tambos. Este disminuye la calidad de la leche y provoca pérdidas de hasta un 10 % en la producción, lo que representa hasta u$s1,2 diarios por vaca.

Los responsables de tal hallazgo pertenecen al INTA, la Universidad Nacional del Litoral y del Conicet, los que desarrollaron la vacuna que desde ahora previene la aparición de la bacteria Staphylococcus aureus, causante de la infección.

Controlar la enfermedad permitirá atenuar su impacto negativo en el sector productivo debido a “los elevados costos que tienen los tratamientos antibióticos para estas infecciones y la consecuente disminución en la calidad de la leche”, dijo el especialista en mastitis bovina y calidad de leche del INTA Rafaela-Santa Fe, Luis Calvinho.

A causa de esta enfermedad, los tamberos deben reemplazar prematuramente a los animales del rodeo afectados y se pierden partidas de leche por el uso indiscriminado de antibióticos. Además, aumentan los costos en el servicio veterinario por mayor uso de la mano de obra del tambo que se destina a tareas de control de la enfermedad.

 


Link
Tags »
Notícias Relacionadas »
Comentários »