09/08/2014 às 15h54min - Atualizada em 09/08/2014 às 15h54min

Argentina: La emergencia hídrica pone en jaque la producción lechera

diariohoy.net

Se estima que las pérdidas se ubican en alrededor del 15% y advierten que la situación puede empeorar. Treinta distritos ya están en alerta Las intensas lluvias registradas en el interior provincial amenazan con profundizar la crisis agropecuaria en la que se encuentran varias decenas de distritos bonaerenses, producto de dos décadas de Gobierno kirchnerista y cientos de medidas que acabaron con destruir su potencialidad económica.

Los productores lecheros sufren ahora los resultados de la ineficiente inversión pública y son los más perjudicados por la inclemencia del clima, viéndose obligados a desperdiciar diariamente miles de litros de leche por la falta de la infraestructura vial necesaria para garantizar su comercialización. Los especialistas estiman que el sector ya sufrió pérdidas de alrededor del 15 por ciento y ponen en duda el abastecimiento del producto y sus derivados, si la situación no mejora.

“Tenemos un exceso hídrico en toda la Provincia, lo cual está trayendo serios perjuicios”, indicó a Hoy Alfredo Rodes, Director Ejecutivo de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap). En ese sentido destacó que los productores cuentan con dificultades para cosechar el sorgo, maíz y soja sembrado en todo el territorio provincial y se enfrentan al hecho “casi catastrófico de la destrucción de miles de hectáreas de pastura totalmente anegadas”, entre otros problemas.

“Si bien en muchos casos la cosecha fue levantada, es imposible moverla de los campos, porque el agua ha destruido la red vial que los comunica”, denunció Rodes. Y añadió que mientras el clima arrecia, los costos productivos y las pérdidas económicas van en aumento. En el primer semestre del año, las precipitaciones duplicaron el promedio registrado en los últimos 16, causando graves trastornos para todo el sector agrícola. Todo lo cual supone un cóctel explosivo a punto de estallar y amenaza seriamente a los más pequeños productores de la cuenca del Río Salado.

“Hay partidos que no han tenido pérdidas económicas respecto a una merma de rinde, pero las cosechas están aisladas en los campos”, informó el productor agropecuario. La situación también se repite en el caso de la hacienda, que debe ser trasladada a pie hasta zonas más cercanas a accesos viales en mejor estado, lo que eleva considerablemente los costos productivos. En ese contexto “los más perjudicados siempre son los productores más pequeños”, aseguró Rodes, quien además manifestó que “las pérdidas aún no han sido cuantificadas, pero sí puede decirse que cuesta mucho más trabajar en estas condiciones”.

Y añadió que “todo esto podría generar problemas a la hora de completar la carga de algún buque, porque estamos hablando de productos que son mayormente de exportación”. La realidad provincial requiere de un profundo análisis, apoyado en el saber técnico y científico, para definir los pasos a seguir en el mediano y largo plazo y acabar con esta endémica problemática que, cíclicamente, pone en vilo a la región productiva más importante del país.

Ya hay 30 municipios en emergencia La cuenca del Río Salado comprende una superficie de aproximadamente 17 millones de hectáreas, lo que equivale al 55 por ciento del territorio bonaerense; involucrando a 55 partidos y más de 1,7 millones de ciudadanos, explica un informe elaborado por el ingeniero civil Claudio Velazco, al cual tuvo acceso Hoy.

“La Cuenca lleva varias décadas de serias inundaciones y anegamientos, lo que no sólo causa graves daños en los sectores productivos, sino también importantes perjuicios a las poblaciones de diferentes ciudades en general”, agrega el especialista. La dramática situación actual ha obligado a las máximas autoridades provinciales en la materia a declarar el Estado de Emergencia Agropecuaria en 30 distritos bonaerenses (Ver mapa) y flexibilizar los medios y tiempos de pago de determinadas tasas tributarias, para garantizar la estabilidad financiera de los productores.

Provincia busca implementar un seguro multirriesgo agrícola La estabilidad financiera de un enorme número de productores agropecuarios bonaerenses pende de un hilo. Las constantes lluvias han acabo con sus producciones y cuando no, el pésimo estado de los caminos hace imposible su comercialización. En ese marco, el ministro de Asuntos Agrarios, Alejandro Rodríguez, anunció que la Provincia avanzará en la puesta en marcha de “un seguro multirriesgo agrícola”.

El funcionario explicó que la medida busca garantizar la estabilidad económica de los pequeños y medianos productores, facilitándoles distintas posibilidades para cumplir con sus compromisos financieros. Además adelantó que el seguro se conformará “con aportes públicos y privados, que nos permitan complementar el instrumento de emergencia que está vigente”.

Rodríguez también se pronunció acerca de las declaraciones de la Diputada Nacional por el Frente Amplio Unen (FAU), Elisa Carrió, quien acusó al gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, de “negligencia en la terminación de las obras en la cuenca del Río Salado”. El Ministro rechazó las acusaciones y concluyó que “hoy se vislumbra el impacto positivo que ha tenido el haber mantenido una obra estructural como el Plan Maestro Integral de la Cuenca”.

 


Link
Tags »
Notícias Relacionadas »
Comentários »